Tres maneras de comer en Japón

Tres maneras de comer en Japón

Está claro que una de las cosas que más llama la atención de los lugares que visitamos son las costumbres gastronómicas. Aunque Japón no es ya el más exótico de los destinos a este respecto, es cierto que la comida japonesa sigue siendo una gran desconocida. Por eso vamos a darte algunas pistas sobre cómo y dónde comer en Japón. Sea cual sea tu presupuesto, encontrarás un local adecuado. O, puedes probarlas las tres y hacer que tu experiencia asiática sea todavía más rica.

La tecnología a tu alcance

Si es la primera vez que viajas al país del sol naciente, habrá muchas costumbres que te sorprendan de este archipiélago que combina lo más tradicional con la más alta tecnología. Los restaurantes son fuente de muchas anécdotas para viajeros poco experimentados. Por ejemplo, muchos de ellos  cuentan, a  la entrada, con un expositor de mayor o menor tamaño. En él se exhiben platos de comida fabricados en cera con un aspecto totalmente natural. Esto no es una costumbre que se haya adoptado para salvar a los turistas de confusión. Es una costumbre equivalente a la nuestra de poner fotografías en los menús. De hecho, en el distrito comercial de Asakusa, cerca de Ueno, existen calles dedicadas al comercio de elementos para restaurantes que las venden. Si visitas la zona podrás comprar una.

Aunque estas representaciones de cera te harán la vida más fácil a la hora de elegir plato, hay una opción todavía más sencilla: los restaurantes de comida rápida con una máquina expendedora a la entrada. No te equivoques, sin embargo. Estas máquinas no te dan la comida. Comer en Japón es rápido, pero no tanto… todavía. Estas máquinas funcionan de la siguiente manera: Tienen teclas y e cada tecla hay una fotografía que muestra lo que estás pidiendo. Las hay con productos sueltos o con menús fijados (settos en japonés). Bien, al pulsar la tecla la máquina te pide dinero. Cuando lo introduces, te da un ticket. Eso es lo que debes entregar dentro del restaurante. Así podrás comer caliente y muy rico sin tener que hablar una palabra de japonés.

Comida fresca en mercados

Si la opción anterior era una de las más baratas y sencillas, acudir a mercados de pescado es una manera inevitable de comer en Japón. Al menos si quieres volverte después de haber vivido una experiencia única. El mercado del atún, Tsukiji, en Tokio es una visita espectacular. Si quieres ver las subastas de enormes peces tendrás que madrugar más que el sol. Pero incluso si decides dormir un poco más, puedes perderte entre los puestos de verduras. La mayoría de los trabajadores ya se han acostumbrado a la presencia de gaiyines (turistas extranjeros) y querrán sacarte una foto o sacársela contigo. El mercado tiene su propio templo budista y, lo mejor, una zona dedicada a restaurantes. Puede que desayunar pescado no sea tu ideal de comer en Japón. Sin embargo te aseguramos que no habrás probado un sushi más fresco. Además, la proteína a primera hora del día te mantendrá con unos altos niveles de energía durante mucho tiempo.

El desayuno es la comida más importante del día y en Japón no se parece en nada al occidental. Comer en Japón bollos y café para desayunar es tan caro, la mayor parte de las veces, como tomar una comida de dos platos a medio día. Así que prepárate a ser flexible bien con el bolsillo o bien con el menú.

Comer en Japón en un «Convini«

La tercera y más barata manera de comer en Japón es utilizar las tiendas de conveniencia, que allí llaman «convinis» y que aquí conocemos como Seven Eleven. Venden comida envasada en cajas de plástico y también empanadas y comida tradicional japonesa pre procesada. La calidad no es la misma que en un restaurante, pero se gana mucho tiempo. El truco para comer en Japón muy barato es comprar estos platos a última hora del día. Pueden costar menos de la mitad que a medio día y aguantan perfectamente hasta el día siguiente. Algunos pueden necesitar microondas, pero la mayoría no. Son perfectos para una cena barata y rápida en el hotel. Y la legislación japonesa obliga a especificar el aporte calórico y la composición.

Si prefieres comer en un restaurante, sentado y con calma, hay muchas franquicias que sirven platos que quizá nunca hayas relacionado con comer en Japón. Sukiya! se especializa en curry. Y encontrarás docenas de restaurantes de Ramen. Cuando entres y te sientes te darán un menú muy similar a los europeos. Lo mejor es que la bebida es gratuita. Te servirán una gran jarra de plástico translúcido. Puede que encuentres que su sabor no es lo que esperas del agua corriente. No te preocupes, se trata de un te refrescante de sabor muy ligero. No enfermarás por ello.

Pero si todos estos consejos sobre comer en Japón no terminan de convencerte, siempre puedes ponerte en contacto con mostros y contratar un viaje organizado. Te llevaremos a los mejores restaurantes para que no te pierdas la gastronomía japonesa.

 

2 Comments to Tres maneras de comer en Japón