Ho Chi Minh, la antigua Saigón

Asia sorprendente
Ho Chi Minh, la antigua Saigón

Situada al sur del país, Ho Chi Minh es la ciudad más grande de toda Vietnam. También la más viva y caótica, pues se caracteriza por su gran afluencia de motos que circulan por sus grandes avenidas y que hacen que cualquier extranjero tenga que pensárselo varias veces antes de cruzar. Aquí, los semáforos no existen, ni las normas de circulación. No obstante, a pesar de su constante tráfico, la antigua Saigón – llamada así durante la colonización francesa – es una de las ciudades con más historia e interés turístico de Vietnam.

Para empezar, su nombre se lo debe al primer presidente de la República Democrática de Vietnam: Ho Chi Minh, cuya imagen está presente en numerosos edificios como el de Correos o en la escultura que se halla frente al Ayuntamiento. Su historia, igual que la de los años más oscuros del país, se puede conocer en el Museo de la Guerra. Este solemne edificio, en cuya entrada se ubican diferentes muestras de tanques usados en la contienda, se compone de tres pisos donde se explica, desde el punto de vista comunista, los horrores vividos durante la guerra contra Estados Unidos en la que fallecieron más de 3 millones de vietnamitas. Un lugar imprescindible para entender el doloroso pasado de una población que vio cómo fue dividida en dos y en las que aún hoy quedan secuelas de la guerra.

Ho Chi Minh, Vietnam

La visita se puede continuar en el palacio de la Reunificación, un edificio construido originariamente por los colonos franceses, utilizado por los japoneses durante la Segunda Guerra Mundial y que, tras la independencia, sirvió de sede para el presidente del sur. Debido a los bombardeos sufridos durante la guerra de Vietnam, el inmueble original fue destruido, por lo que su aspecto actual de estilo comunista se debe a su posterior reconstrucción.

La historia de Vietnam no solo está presente en museos y palacios de la ciudad. En las mismas calles, además de estar cubiertas de propaganda política, se pueden ver paneles escritos en vietnamita y en inglés donde se explica el ataque, la lucha y la reunificación del pueblo. Asimismo, aquellos que quieran conocer más a fondo cómo fue la vida de muchos de los soldados pueden acercarse hasta los famosos túneles de Cu Chi, situados a las afueras de Ho Chi Minh. Es una excursión que se hace en un día y en ella te permiten ver las trampas que utilizaban, sus escondites y cómo era el bosque en el que habitaban. La mayor parte de los pasadizos han sido agrandados para los turistas debido a su escaso tamaño, aunque aún se puede visitar alguno original.

Ho Chi Minh, Vietnam

Ho Chi Minh también destaca por ser una de las ciudades más ricas en cultura, gastronomía y ocio nocturno. La influencia francesa la podemos ver en la iglesia de Notre Dame, un enorme edificio situado justo al lado de la oficina de Correos. Esta última fue diseñada por Gustave Eiffel y, además de su belleza, sus interiores se conservan desde la época colonial. En una de las calles de su lateral, además, se halla el rincón de las librerías. Al igual que ocurre en otras grandes ciudades como Hanoi, aquí los oficios se organizan por manzanas y calles. Así es como se pueden encontrar avenidas con todo ferreterías, lampisterías, decoración o, en este caso, tiendas de libros.

Ho Chi Minh, Vietnam

Para hacernos una idea de su magnitud nada mejor que subir hasta el Bitexco, el rascacielos más alto de Ho Chi Minh donde se puede contemplar toda la ciudad y un tramo del río Saigón. Desde sus enormes ventanales podremos divisar la avenida Nguyen Hue, un moderno paseo peatonal ubicado en la zona financiera donde al anochecer se llena de vida, actuaciones y donde se concentran muchos de los restaurantes y hoteles más exclusivos de la ciudad. Desde este área uno no tiene la sensación de estar en Vietnam.

Al contrario de lo que ocurre cuando se visitan las calles que rodean Pha Ngu Lao, donde no hay que dejar pasar una visita a Ben Thanh Market, el mercado más grande de la ciudad ubicado en un enorme pabellón blanco y compuesto por un laberinto de pasillos repletos de tenderetes con ropa, zapatos, complementos, etc. En sus inmediaciones es donde, al caer el sol, se monta el mercado nocturno. No es muy grande, pero tiene mucho ambiente.

Ho Chi Minh, Vietnam

En cuanto a su gastronomía, la antigua Saigón dispone de numerosos restaurantes locales y mercados gastronómicos donde disfrutar de las delicias del país como el Pho (su popular sopa de noodles con carne), los rollitos de primavera o los bocadillos de cerdo. Justo al lado del mercado de ropa hay un rincón, el Street Food Market, donde degustar los platos principales de Vietnam. Si coincide que es fin de semana, además, os recomendamos que no os perdáis el que se organiza en el parque de Ngu Lao: decenas de pequeños puestos con diferentes cocinas a muy buen precio. Aquí es donde se puede degustar la carne de cocodrilo.En su calle paralela, además, en dirección al río, es donde se encuentra el ocio nocturno de Ho Chi Minh. Es la llamada la zona de los mochileros debido al gran número de albergues y se caracteriza por la cantidad de restaurantes, bares y discotecas que se hallan en ella.

post-blog-tailandia-ho-chi-minh-04

Ho Chi Minh es de esas ciudades a las que no le faltan de nada; Quizá, lo que sí le sobra es algo de tráfico; y que no puedes perderte en un viaje organizado a Vietnam. Descubre nuestras propuestas para conocer Ho Chi Minh y otras ciudades cargadas de encanto en Vietnam.

Ho Chi Minh, la antigua Saigón
Puntúa este post

1 Comment to Ho Chi Minh, la antigua Saigón