Los colores del norte argentino

Descubriendo América

Argentina es un destino turístico cada vez más solicitado, en particular en esta época del año, cuando en el hemisferio sur es verano. Son muchos los atractivos más famosos, pero las provincias del norte siguen siendo las grandes desconocidas. Es el caso de la provincia de Jujuy. San Salvador de Jujuy, en el norte de Argentina, es la puerta de entrada de la región donde se localiza la Quebrada de Humahuaca, declarada paisaje Cultural por la UNESCO. Esta es un área que se caracteriza por un espectacular paisaje de montañas coloreadas gracias a la oxidación de los metales que contiene el suelo. Es especialmente interesante el Cerro de Siete Colores de Purmamarca, una pequeña aldea que queda en la ruta que lleva hacia las minas de Potosí, en Bolivia, camino trazado por los españoles en época de la colonia.

Valle Quebrada de Humauaca

Purmamarca no queda lejos del castillo inca o Pukara de Tílcara, desde donde se disfruta de la vista del cono del Yocareté, un antiguo volcán donde todavía se celebra coincidiendo con el solsticio de invierno la fiesta de Inti Raimi, dedicada al sol. Muy cerca de Tílcara hay otro punto de interés, el cementerio de Maimará, qué visto de lejos parece una ciudad que hubiera crecido a los pies de las montañas de La Paleta del Pintor, una serie de paredes de roca decoradas por la naturaleza con todos los tonos posibles del rojo. En suma, un paisaje donde la vegetación es escasa, dejando todo el protagonismo al color de la tierra, expresándose sin trabas.

Los colores del norte argentino
5 (100%) 1 vote

Comments are closed.